Con un aspecto más exclusivo, Mazda presentó el nuevo SUV CX-90 del 2024

 

 

Mazda acaba de presentar el CX-90 con un aspecto más exclusivo y musculoso que el actual SUV insignia de Mazda, el CX-9.

Ambos son SUV crossover medianos de tres filas, pero la tercera fila del CX-90 es más espaciosa y utilizable que la del CX-9.

Aunque Mazda aún no comparte las especificaciones reales, se sabe que el nuevo vehículo también tiene un poco más de capacidad de carga.

Tren de potencia

Hay dos nuevos sistemas de propulsión para este CX-90, y ambos son híbridos. El primero es un seis cilindros en línea turboalimentado de 3.3 litros combinado con una asistencia híbrida suave.

Este motor produce unos saludables 340 caballos de fuerza y 369 libras pie de torque con gasolina premium, lo que representa un gran aumento en comparación con el máximo de 250 caballos de fuerza del CX-9 de su cuatro cilindros turbo.

Habrá un híbrido enchufable, que será el primer PHEV de Mazda disponible en los EE. UU. con un motor de cuatro cilindros y 2.5 litros está emparejado con un motor eléctrico, y el combo produce 323 caballos de fuerza y 369 libras pie de torque o 369 libras pie de torque cuando se utiliza combustible premium.

Un paquete de baterías de 17.8 kWh impulsa el motor eléctrico, aunque Mazda aún no está citando un rango estimado solo para EV.

Independientemente del tren motriz que elija, el CX-90 viene con tracción total estándar, aunque Mazda dice que la distribución de potencia está sesgada hacia las ruedas traseras.

Eso debería darle al CX-90 una sensación más deportiva que sus rivales, que generalmente ofrecen trenes motrices de tracción delantera o sistemas AWD con polarización delantera.

Ambos sistemas de propulsión también cuentan con una nueva transmisión automática de ocho velocidades de serie.

Estilo interior

El interior tiene un aspecto más premium, como un tablero de cuero y adornos plateados alrededor de las salidas de aire.

Mazda no publicó detalles sobre la tecnología y las características del CX-90, pero no hay duda de que estará equipado para ser competitivo, aunque la tendrá difícil con rivales de tamaño similar como el Ford Explorer, el Toyota Highlander, el Hyundai Palisade y el Kia Telluride.

El hecho de que la pantalla central crezca a 12.3 pulgadas y esté cargada con el nuevo sistema de información y entretenimiento de Mazda hace que las ofertas tecnológicas también se sientan más competitivas.

En el frente de la seguridad, sabemos que ciertos elementos básicos del segmento serán estándar, incluido el frenado automático de emergencia, la advertencia de punto ciego y el control de crucero adaptado.

¿Cuánto costará el CX-90?

Dado el posicionamiento más premium del CX-90 en el mercado, esperamos que el SUV comience alrededor de $40,000 dólares para el modelo base y a un tope de $50,000 dólares.

 

por Enrique Kogan – Syndicate Auto News Wire